martes, 13 de noviembre de 2012

ESCRIBIMOS EL FINAL DEL CUENTO

23 comentarios:

  1. Pietro el campesino al ver que en vez de manzanas eran zapatillas,las recogió. El pobre,vivía en una cabaña en el bosque. Pero aquella noche hubo una tormenta,al pobre la tormenta,destrozó su cabaña. El no sabía ha donde ir entonces esa misma mañana,cuando dejo de llover. El se fue al pueblo donde vendió las zapatillas. De tanto vender y vender gano tanto dinero que......¡PUDO COMPRARSE UNA CASA NUEBA!

    ResponderEliminar
  2. Pietro miro al arból y a las zapatillas y no entendia nada,derepente llego un joven y le explico que su manzano era el sitio donde recordaba su mejor verano con sus amigos de Francia era el arból de la amistad y decidíeron colgar sus zapatillas y desde entoces en vez de manzanas necen zapatillas para recorda su amistad que duraría para siempre.Pietro sonrio y dijo que entonces cuándo tuviera manzanas su sabor seria mas bueno porque serian con sabor a AMISTAD.
    FIN.

    ResponderEliminar

  3. A él le pareció muy raro. No sabía qué hacer con tantos pares de deportivas. De pronto, se le ocurrió una idea buenísima, recoger todas las zapatillas y llevarlas al pueblo para venderlas. El árbol siguió dando diversos calzados y tuvo mucho éxito.

    ResponderEliminar
  4. Cuando Pietro fue al huerto se sorprendió de ver zapatillas colgadas de su árbol. Entonces Pietro cogió una zapatilla y la zapatilla que había cogido le empezo a hablar. A continuación la zapatilla le dijo; si te pones las zapatillas rojas tendrás la velocidad de la luz. Si te pones las azules podrás volar y si te pones las marrones pisaras tan fuerte que harás terremotos. Pietro cogió las zapatillas azules se las puso y comenzo a volar. Entonces paso un avión se choco con él y se mato.

    FIN. Fátima

    ResponderEliminar
  5. En aquel momento, Pietro se dio cuenta de lo que suponía tener aquel árbol. Podría coger una ramita de ese árbol, y plantarla para tener mas arboles que den zapatillas. Con esto lo que el tenia en mente, era poder donar las zapatillas a las personas que lo necesitasen.



    Fin. Ainhoa

    ResponderEliminar
  6. Pietro quedó alucinado al ver tantas zapatillas.
    Corriendo cojió todas las zapatillas y empezó a examinarlas
    una por una,en una encontró un mapa que mostraba el paradero
    de un tesoro.
    Pietro decidió dejar su huerto de árboles frutales y hacerse
    marinero para encontrar aquel tesoro.Después de navegar varios
    meses encontro el tesoro y se dio cuenta de que era multimillonário y se dedicó a la buena vida.

    ResponderEliminar
  7. Cuando lo estaba examinondo se le ocurrió mirar por por las raizes y vio una zapatilla de muchos colores y se pregunto.¿Quien habra plantado esta zapatilla? Penso en los niños que iban allí todas las tardes a jugar. Al día sigiente cuando llegaron los niños. El campesino les pregunto, si habian plantado ellos esa zapatilla. Ellos le dijeron que habia sido sin querer.El campesino les dijo que no pasaba nada.Y desde ese día el campesino regalaba las zapatillas a los niños que no podrian comprarse zapatillas.

    Un saludo
    Gisela

    ResponderEliminar
  8. Pietro se acercó a ver aquellas extrañas zapatillas.Pensó que la mujer que le vendió las semillas era muy rara,le dijo que cuando las plantara y naciesen se llevaría una gran sorpresa.
    Entonces viajó por todo el mundo repartiendo zapatillas.Hasta que llegó a una pequeña aldea de África,allí sus habitantes iban descalzos.
    Se sorprendieron al ver esas prendas y nombraron a Pietro rey de Kunbaya,la aldea.

    FIN
    Ana Álvarez Gómez

    ResponderEliminar
  9. Pietro se quedó pensativo y se preguntó que como podia ser eso,
    entonces miró bien el árbol.Pietro cuando vió a un agricultor que pasaba por allí,le pregunto que si había visto a alguien por su árbol,el agricultor le dijo que si, que lo sabía, y le comentó que vió a unos niños que iban descalzos y con unas bolsas llenas de manzanas.Pietro se dió cuenta de que le habían gastado una broma,que se habían cambiado las zapatillas por las manzanas.

    ResponderEliminar
  10. ÉL ÁRBOL DE LAS ZAPATILLAS.

    Después de que Pietro revisara las zapatillas, se dió cuenta de que no eran zapatillas reales, si no que eran manzanas disfrazadas.
    Más tarde, Pietro avisó a todos sus vecinos para que probaran sus zapatillas.
    Los vecinos no se lo creyeron pero Pietro, decía que sí, que eran sus manzanas.
    Algunos vecinos fueron a probar las zapatillas y dijeron que sí que eran sus manzanas.
    De repente, a Pietro le empezaron a perseguir las zapatillas, hasta que llegó al mar. Cuando estaba debajo del mar, vió un pez gato que estaba sudando. !Qué complicado, dentro del mar y sudando!
    Pietro se pegó un susto enorme, y se despertó descubriendo que solo era un sueño.

    FIN.

    ResponderEliminar
  11. A la mañana siguiente,Pietro volvió al árbol,¡PERO ESTA VEZ EN VEZ DE ZAPATILLAS HABÍA ALBÓNDIGAS!Pietro probó un albóndiga y se dió cuenta de que sabía a¡¡¡MANZANA!!!Pietro cogió rápidamente todas las albóndigas y se las llevó a su casa.Al día sigiente, esas albóndigas se transformaron en manzanas.

    FIN

    ResponderEliminar
  12. Pietro no sabia qué hacer.De repente se le ocurrió darle esas zapatillas a un niño que se encontró por el camino a su casa.El niño le dijo a Pietro que había hecho un largo viaje desde el Sahara hasta Vietnam y que todavía le quedaba pasar por varios países hasta llegar a casa. Entonces Pietro lo invita a su casa a comer y le trae ropa de cuando era pequeño y todas las zapatillas del árbol.El niño le da las gracias por todo lo que a hecho por el y se va con todas sus zapatillas y el poco de ropa que le ha regalado. Y al otro día le salieron manzanas al árbol de Pietro.

    FIN

    ResponderEliminar
  13. Al ver Pietro las zapatillas en el árbol se acordó que hace tiempo un anciano llegó a su cadsa descalzo y con heridas en los pies. El anciano le pidió algo de conida y algo para protegerse los pies. Pero Pietro que era muy roñoso le echó fuera. Entonces el anciano que realmente era un duende del bosque que se acordaría de ese día.Pietro se puso a llorar porque como no había manzanas no tenía con que alimentar a su familia. De repente apareció el duende. Le dijo que para recuperar su cosecha de manzanas tenía que ayudar a los necesitados. Pietro se fue al pueblo y recogió a todos los pobres descalzos y les dio las zapatillas de los árboles. Cuando volvió a su casa vió los árboles llenos de manzanas. Y aquel día aprendió la lección de que hay que ayudar a las personas necesitadas.

    FIN.

    ResponderEliminar
  14. Pietro, al ver el árbol lleno de zapatillas exclamó: ¡POR QUÉ ZAPATILLAS Y NO CALZONCILLOS MODERNOS, QUE LOS MÍOS SON VIEJOSSSS!. Bueno, de todas formas como tenía que ponerme a dieta me vienen bien, así me hago un poco el chulo por estrenar todos los días unas zapatillas. ¡Bueno pues a hacer gimnasia!, es un árbol muy saludable.

    FIN

    ResponderEliminar
  15. Pietro cuando vio el arbol se quedo pensando que es lo que haría con tantas zapatillas!!!!!!y se le ocurió una idea.
    Como en su pueblo habia gente pobre,los queria hacer unos regalos . Pietro se fue al pueblo a repartir las preciosas zapatillas........
    Las gentes del lugar le dieron las gracias por tan buén regalo y por fin esa pobre gente no volvio a sentir frio ni incomodidad en los pies .
    FIN

    ResponderEliminar

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.